• Andrés Beltanien

6 curiosidades detrás de Como agua para chocolate

Como agua para chocolate es una novela escrita por la guionista y política mexicana Laura Esquivel, cuya novela se tradujo a más de 30 idiomas desde su publicación en 1989.


¿De qué va la historia?

La novela toma lugar en Coahuila durante la Revolución Mexicana. La protagonista es Tita De la Garza, la hija menor de una familia monoparental liderada por la matriarca Mamá Elena. Tita desea casarse con Pedro, su verdadero amor, pero su madre se lo impide porque ya es una tradición familiar que la hija menor se quede soltera para cuidar de la madre en su vejez. Es entonces que Pedro se casa con Rosaura, la hermana mayor de Tita, solo para poder estar cerca de ella.

En esa situación de indignación por las tradiciones familiares, roces pasionales y capítulos intercalados con recetas mexicanas en los que se desarrolla esta historia llena de hechos maravillosos. ¿Podrá Tita librarse de aquella tradición familiar?


Cabe mencionar que esta novela se ha catalogado como un exponente del Realismo Mágico, es decir, cuando lo fantasioso forma parte de la cotidianidad. Un ejemplo puede ser las creencias de las abuelitas latinas, como poner un brazalete rojo a los bebés para protegerlos de la mala vibra, o la creencia basada en que preparar lácteos mientras se está enojado cortará la leche.


Curiosidades


1. El guión

Laura (la autora) trabajaba como guionista cinematográfica. Siempre le quitaban escenas a sus guiones por falta de presupuesto o dificultad para llevarlas a cabo. Así que un día se propuso a escribir Como agua para chocolate pensándolo como un guión que nadie iba a filmar, razón lo cual la llenó de escenas fantasiosas y experiencias personales, así como su filosofía de vida.


2. La cocina

La mamá de Laura no era estudiada, pero sí muy sabia, y se la pasaba en la cocina. Fue por eso que quiso exaltar la tradición culinaria en su novela, como una oposición a lo que se empezó a creer en la sociedad de que la cocina devalúa a la mujer. Laura piensa que dicho sitio es el lugar original del conocimiento.


3. Roles invertidos

Una de sus metas con la novela era defender el romanticismo y empoderar a la mujer a través de las recetas y el tiempo en la cocina, porque cree que en dicho espacio y a través de la comida, es la mujer la que penetra al hombre.


4. Antología

Pensó la idea original de la novela como una antología de cuentos, en la que le dedicaría uno a cada integrante de su familia, pero como la carga emocional era demasiado pesada al escribirla, dejó solo las recetas familiares y se inventó a la familia De la Garza junto con una nueva historia.


5. Novela por entregas

Su sueño era publicar la novela por entregas (es decir, un capítulo a la vez), pero como no se pudo, la maquetó de manera que al leerla, el lector piense que alguna vez la novela se publicó por partes, justo como me pasó a mí.


6. Realismo Mágico

Ella no considera que su obra tenga Realismo Mágico, ya que ella piensa que los hechos detallados en la novela sí ocurren, y no tienen nada fantasioso.

Por ejemplo, en la novela hay una escena donde los frijoles no se cocen porque la protagonista no está bien emocionalmente, así que todos llegan a cantarle a la olla de frijoles y estos finalmente empiezan a cocinarse. Laura cuenta que esa escena estuvo basada en una fiesta a la que asistió, donde los tamales no se cocinaban, luego todos llegaron a cantarles y empezaron a cocerse.


Fue una novela que me estuvo despertando el apetito mientras avanzaba, sobre todo porque la autora incluye las recetas y su preparación cuando la protagonista cocina. Asimismo, no pude evitar pensar en la familia de mi abuela materna, en la que siempre se ha exaltado la gastronomía guatemalteca; al día de hoy, mi tía abuela es la poseedora de esa sabiduría culinaria, traspasada a ella por mi bisabuela.


Sin duda es una historia que me entretuvo, que me indignó a ratos y que me hizo ver lo afortunado que soy de vivir en una época donde las tradiciones familiares son opcionales y no una ley.


SOBRE MÍ


Andrés Beltanien

@andresbeltanien

Me encanta leer chick lit, middle grade, suspenso y motivacionales cristianos. Actualmente trabajo como distribuidor independiente de Herbalife Nutrition desde hace siete años. Si quieres leer una de mis novelas cortas de fantasía totalmente gratis, haz clic aquí.

Dato curioso: No soporto la luz blanca.