• Andrés Beltanien

6 factores para elegir libros infantiles

Ya compartí consejos sobre cómo introducir a los niños a la lectura, los beneficios de leerle antes de dormir, y opciones de libros que pueden leer. Hoy, te comparto los lineamientos que uso para elegir las lecturas de mis sobrinos y cuando recomiendo libros a los hijos de mis amigos.


1. Categoría

Debemos tenerlas claras para no elegir un libro incorrecto, sobre todo cuando compramos a través de internet, ya que en el ámbito infantil se dividen en dos:

  • Infantil: Son libros dirigidos a niños de entre 1-7 años. Aquí entran los álbumes ilustrados, los libros ilustrados, los cuentos cortos y los libros de tramas sencillas, como ¿Quién me quitó mi sofá? y Winny de Puh.


  • Middle grade: Están dirigidos a niños de entre 8-12 años. Su extensión es mayor, la trama es más compleja, y algunas veces cuentan con algunas ilustraciones. Entre los ejemplos más famosos, están los de Harry Potter y la mayoría de los publicados por Roald Dahl y David Walliams, como Charlie y la Fábrica de chocolate y La Abuelita Gángster.


2. Tamaño

Puede parecer irrelevante, pero es más importante de lo que parece.

  • El pequeño debe ser capaz de sostener el libro para que le sea cómodo leerlo. Mucho mejor si cabe en su mochila, así no lo lastima y lo puede llevar a donde quiera.

  • Si es un libro para que le leas, es ideal que sea de tamaño grande, para que pueda apreciar las ilustraciones desde lejos mientras lo sostienes; cuando los libros son pequeños, estárselo acercando interrumpe la lectura.


3. Tema

Hoy hay libros que hablan sobre la fe, el duelo, la duda, el miedo, y hasta la depresión, así que si quieres que tu pequeño aprenda algo en específico, hay muchas opciones. Recientemente le regalé un libro de alimentos y cocina a mi sobrino, con el que aprendió sobre los grupos alimenticios.

Te comparto el siguiente ejemplo, un libro escrito para que los pequeños entiendan la tristeza y aprendan a validarla.


4. Ilustraciones

Hay ilustraciones que son muy abstractas, y a veces resulta confuso para el pequeño. Por eso, antes de comprar el libro, muéstraselas para saber si las comprende; no querrás que se frustre al no poder apreciar los dibujos.

Ejemplo de ilustración abstracta.

5. Autor

Si tu pequeño encuentra un libro que le fascine, guárdate en la mente el nombre del autor; eso te ayudará a estar pendiente de sus otros títulos o identificar autores con estilo similar, sobre todo cuando visites otras librerías o busques nuevas lecturas a través de internet.


6. ¡REVISA LA TRAMA!

Te comparto dos ejemplos de por qué es importante echarle una hojeada a los libros.

  • En una ocasión, una amiga le compró un cuento sobre un lobo a su hijo, tenía hermosas ilustraciones y una preciosa edición, pero no revisó la trama; al final de la historia, el lobo se come a un niño y a una anciana. A mi amiga le pareció grotesco y poco apropiado para su pequeño. Debió revisar la trama.

  • Hace tiempo, una amiga me pidió recomendaciones de libros para sus hijos; yo le sugerí los de Roald Dahl. Ella fue a la categoría infantil de la librería y compró una de sus antologías (Los mejores relatos de Roald Dahl), no obstante, resultó ser una compilación de relatos para adultos, con escenas eróticas. Mi amiga pudo cambiar el libro a tiempo, pero le recomendé estar más pendiente de revisar la trama (que se lee en la contraportada) y algunos capítulos, por si los libreros se confunden al colocarlos en las estanterías correctas, no sea que tu niño lea algo adelantado a su edad.


Espero estos consejos te sean útiles la próxima vez que escojas libros infantiles, tanto en librerías como en plataformas virtuales. Sé que hay muchos otros factores que influyen en el proceso, y si tienes alguno extra, compártemelo en los comentarios, estaré encantado de conocerlos.


SOBRE MÍ

Andrés Beltanien

@andresbeltanien

Me encanta leer literatura de autoayuda, chick lit, middle grade y suspenso. Actualmente estudio un Bachelor en Escritura Creativa (me fascina escribir historias para niños), y trabajo como distribuidor independiente de Herbalife Nutrition desde hace siete años. La repostería me relaja en mis tiempos libres, pero no tanto como escribir.

Dato curioso: Mi canciones favoritas de todas las películas Disney, son Dos mundos de Tarzan y Colores en el viento de Pocahontas.